II Barómetro del Vino Catalán en Instagram, por Enoturista

El portal de vinos y viajes Enoturista, con el apoyo del INCAVI, ha presentado recientemente el II Barómetro del Vino Catalán en Instagram. Por segundo año consecutivo, se podrá consultar este informe de datos y comparativas que queda contrastado con los testimonios de ocho especialistas. En este sentido, Sole G. Insua, directora de PCatS Comunicació, ha sido una de las 8 profesionales entrevistadas para valorar algunas tendencias en la red dentro del sector del vino catalán.

También incluye los puntos de vista de algunos representantes de bodegas catalanas, como Josep Serra, copropietario de La Vinyeta; Toni Ripoll, propietario de Celler Pascona; Jonàs Macip, copropietario de Celler Giol; periodistas como Meritxell Falgueras, sumiller también en Celler de Gelida y prescriptora en las redes como @winesandthecity; Mariona Dinarès, directora del Popap en Catalunya Ràdio; y otros especialistas como Núria Val, Digital Manager de Freixenet; y Glòria Vallés, consultora en marketing estratégico y autora del blog Wine Style Travel.

Algunas de las conclusiones que se extraen son que, año tras año, las bodegas dan el paso a abrirse un perfil en Instagram. Actualmente, 8 de cada 10 bodegas catalanas ya cuentan con un perfil en Instagram, cifra que se ha incrementado un 8% en el último año. El crecimiento interanual ha sido de 417.000 seguidores.

En cuanto a la media de interacciones, actualmente se sitúa en un 4%. Sin embargo, del total de bodegas analizadas, hay algunas que tienen una tasa de interacción superior, como puede ser la bodega Vall Llach, que llega al 13%. Como se extrae del barómetro elaborado por Enoturista, en general son perfiles que, o bien son muy activos a través de los stories y hacen muchos comentarios a sus seguidos/seguidores, o bien hacen sorteos que ayudan a impulsar el perfil.

Las bodegas no sólo tienen Instagram, de hecho tienen también perfil en otras redes sociales como Facebook y Twitter. Analizadas las cifras de las bodegas a las diferentes plataformas, la conclusión principal es que, aunque la gran mayoría de seguidores están en Facebook (2.700.000 seguidores), las bodegas prefieren Instagram (actualmente tienen 1.440.000 seguidores totales) como nuevo canal de comunicación.

Esto se entiende con las siguientes cifras: un 83% de las bodegas tiene Instagram, un 75% tiene Facebook y un 53% tiene Twitter. También se entiende con la actividad que se lleva a cabo. En el último año, prácticamente todas las bodegas (un 98%) ha hecho al menos una publicación en Instagram, cifra que disminuye hasta el 73% en Facebook y al 62% en Twitter.

Las redes sociales no sólo tienen la función de mostrar las novedades y actualidad de cada bodega, sino que se ha convertido en un canal único para potenciar la reserva de experiencias enoturísticas. Sin embargo, todavía son pocas las bodegas que han visto incrementadas las ventas a través de Instragram o Facebook (recordemos que cuentan con pasarelas de compra que permite realizar todo el proceso directamente desde la plataforma).

Por último, el II Barómetro del Vino Catalán ha querido analizar también el papel que los influencers o prescriptores tienen a día de hoy. Las campañas en colaboración con influencers han crecido exponencialmente. Ahora bien, el estudio también pone de manifiesto la controversia que se ha ido generando en los últimos años con el hecho de identificar un post como publicidad, ya que resta autenticidad al profesional y valor a la marca que ha pagado.